Los municipios de Arboleas, Cantoria, Gádor, Los Gallardos, Tabernas, Tíjola y Zurgena, en Almería, se han incorporado al Sistema de Seguimiento Integral de los casos de Violencia de Género (VioGen), lo que eleva a 25 las localidades adheridas en la provincia.

Al acto de la firma de estos convenios ha asistido la nueva jefa de la Unidad de Coordinación contra la violencia hacia la mujer en Andalucía, Maribel Montaño, quien ha estado acompañada por el coronel de la Comandancia de la Guardia Civil en la provincia, Arturo Prieto y por el subdelegado del Gobierno, Manuel de la Fuente.

El sistema VioGen se nutre de la información obtenida a partir de formularios de valoración de riesgo que sirven de base para adoptar medidas preventivas y de seguimiento y protección a las víctimas de violencia machista ajustadas a cada caso, por lo que «constituye una herramienta valiosa a la hora de evaluar la situación y las necesidades de las mujeres víctimas de malos tratos», ha señalado.

La jefa de la Unidad de Coordinación de las unidades contra la violencia sobre la mujer ha señalado que «en la lucha contra esta lacra no se puede retroceder» y que «el cumplimiento de la Ley integral contra la Violencia de Género y el desarrollo del Pacto de Estado que suscribieron los partidos políticos son pilares básicos de la política de Gobierno de Pedro Sánchez, que aboga por eliminar la violencia en una sociedad de convivencia pacífica».

Según datos de la Unidad contra la violencia sobre la mujer de la Subdelegación del Gobierno de Almería, al finalizar 2018 había 1.940 casos activos en el Sistema de Seguimiento Integral de los casos de Violencia de Género en Almería, lo que supone un 16,5 por ciento más que al término de 2017, cuando se contabilizaron 1.664. En relación a los casos activos en los que la víctima es una menor, se ha pasado de 31 a 26.

El 44.6 por ciento de los expedientes activos en VioGen corresponde a mujeres cuya edad está comprendida entre los 31 y los 45 años. El incremento de las denuncias en Almería supuso que, en los nueve primeros meses de 2018, se alcanzase prácticamente el mismo número de denuncias que a lo largo de todo el año anterior.

En 2017, se interpusieron 3.299 y, entre enero a septiembre de 2018, 3.226. El año pasado hubo, asimismo, un incremento en las órdenes de protección otorgadas: 999 hasta septiembre, frente a las 988 de 2017. Igualmente, hay que señalar que se concedieron el 94,6 por ciento de las órdenes de protección que fueron solicitadas.

En Almería, al finalizar 2018, había 140 mujeres usuarias del servicio de geolocalización, un 7,6 por ciento más que el año anterior y 92 mujeres protegidas con dispositivos de detección de proximidad (pulseras), un 24,3% más que año anterior (74 en total).

Sólo dos provincias, Madrid (con 228 dispositivos implantados) y Valencia (97), tienen más dispositivos de detección de proximidad que Almería.

Desde el año 2003, 34 mujeres han sido asesinadas a manos de sus parejas o ex parejas en Almería. A este dato, hay que sumar que dos menores han sido asesinados desde 2013 como medio para ejercer la violencia sobre sus madres. Fue ese año cuando se incluyó a los hijos de las mujeres víctimas de violencia como víctimas también de la violencia machista. Desde entonces, cinco menores han quedado huérfanos en Almería.

Fuente: EuropaPress