Las tuberías instaladas por la Junta en el Almanzora permiten aprovechar toda el agua de los trasvases.

      Comentarios desactivados en Las tuberías instaladas por la Junta en el Almanzora permiten aprovechar toda el agua de los trasvases.

La comarca del Levante-Almanzora recibirá 5,5 hectómetros cúbicos de agua del trasvase Tajo-Segura hasta el 1 de octubre próximo, un volumen aprobado en la última reunión de la Comisión de Explotación del Acueducto Tajo–Segura, que ha atendido la petición planteada por los representantes de la Junta de Andalucía en dicha Comisión, que han hecho ver las necesidades hídricas que tiene la comarca almeriense para este verano, a la vista de la escasa pluviometría registrada en la zona del pantano de Cuevas del Almanzora en lo que va de año hidrológico 2013-2014. De estos envíos, 2,25 hectómetros cúbicos serán para abastecimiento humano, y 3,2 para el riego de cultivos.

Con los volúmenes de los trasvases, más otras aportaciones del sistema de la presa de Cuevas, la comarca del Levante-Almanzora dispondrá este verano de 20,2 hectómetros cúbicos para regadío, y 2,45 para el abastecimiento, y podrá salvar las necesidades de agua. El delegado territorial de Agricultura, Pesca y Medio Ambiente, José Manuel Ortiz, ha destacado la importancia que tienen las tuberías que restituyó la Junta de Andalucía –que fueron destruidas en la riada de septiembre de 2012-, “ya que gracias a dichas obras de emergencia, la comarca puede recibir ahora el agua de los trasvases de Negratín y del Tajo-Segura sin desperdiciar ni una sola gota, por cuanto las pérdidas por evaporación y filtración que se registraban antes, han disminuido notablemente, con lo que se está consiguiendo una mayor eficiencia en el uso del agua y un ahorro de costes”.

Estas obras, realizadas en un tiempo récord de diez meses, han supuesto una inversión de 18 millones de euros, y, según el delegado, “si no recibiéramos estas aportaciones hídricas no se podría garantizar en los próximos meses ni el abastecimiento humano, ni el suministro a miles de hectáreas de regadío de esta importante zona agrícola”.

No obstante, según advierte José Manuel Ortiz, “si en lo que queda de año no se registran precipitaciones de lluvia suficientes, a partir de 2015 habrá problemas para atender la demanda de agua, tanto de abastecimiento como de regadío”. Y es que, entre octubre de 2013 y mayo de 2014, en la zona del embalse de Cuevas se han recogido 36,1 litros de agua de lluvia por metro cuadrado, frente a los 181,7 de la serie histórica para este mismo periodo del año pasado, es decir, 145,6 menos. Por este motivo, el delegado apela a la responsabilidad de los usuarios, para que extremen las medidas de ahorro

Desalinizadora del Bajo Almanzora, inutilizada

En cualquier caso, y más allá de los trasvases y del llamamiento a la responsabilidad de los usuarios para ahorrar agua, el delegado de la Junta insiste en la necesidad de que el Gobierno de España lleve a cabo puesta en servicio de la desalinizadora del Bajo Almanzora, ya que casi dos años desde que quedara inutilizada por las lluvias torrenciales de septiembre de 2012, aún no se conocen las previsiones de la sociedad estatal Acuamed para acometer su reparación. Esta planta tiene capacidad para desalar unos 20 hectómetros cúbicos al año a la comarca, volumen que contribuiría a reducir el déficit hídrico de la comarca, así como a la recuperación de los acuíferos

La Junta pide al Gobierno garantías para el trasvase

En la última reunión de la Comisión Central de Explotación, este órgano abordó también la nueva regulación del trasvase Tajo-Segura y se pronunció a propósito del desarrollo reglamentario de la Ley 21/2013 -que establece un nuevo régimen legal con el objetivo de dotar a este trasvase de una mayor seguridad jurídica.

Sin embargo, a la hora de elaborar la postura de la Comisión, el Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente ha consultado a los gobiernos de todas las Comunidades Autónomas interesadas, salvo a la Junta de Andalucía, y ello a pesar de la voluntad que el Ejecutivo andaluz ha mostrado siempre para a la hora de participar en defensa del abastecimiento y el regadío de la comarca del Levante-Almanzora.

Por este motivo, la representación andaluza en la reunión de la Comisión, además de expresar el malestar por no haber sido consultada, ha defendido la necesidad y la oportunidad de aprovechar el nuevo Real Decreto para garantizar los volúmenes de agua destinados al abastecimiento de Almería, ya que, según el delegado territorial, “una comarca de unos 150.000 habitantes debe ser una prioridad, y por este motivo el Gobierno de España debe mostrarse sensible y garantizar un trasvase que garantice el abastecimiento con una dotación de seguridad”.