TrasvaseNegratinTajo

Medio Ambiente no tiene constancia oficial de la incorporación de la Diputación Provincial a este órgano.

La Junta de Andalucía considera que la superación de los problemas de abastecimiento urbano de la comarca del Almanzora pasa por consensuar una solución definitiva en el marco de la Junta Central de Usuarios Valle del Almanzora. Esta postura es la que ha trasladado la administración autonómica durante los últimos años en las reuniones que ha mantenido con los agentes implicados, incluida la Diputación Provincial. Por otra parte, la Delegación Territorial de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio no tiene constancia oficial de la incorporación de la Diputación Provincial como miembro de la Junta Central de Usuarios del Valle del Almanzora para gestionar la dotación de aguas previstas en el Transvase Negratín-Almanzora con destino al abastecimiento urbano. Este requisito es imprescindible para poder adjudicar a la Diputación, como ente supramunicipal, la gestión de los siete hectómetros cúbicos anuales que se detraerían de los cincuenta hectómetros cúbicos que tiene como concesión Aguas del Almanzora, que si es miembro de la Junta Central.

Es en el marco de esta corporación de derecho público en la que debe residir la propuesta de modificación de esta concesión, no pudiendo en ningún caso adjudicarse un volumen a la Diputación Provincial como institución fuera de la citada Junta Central de Usuarios. Esta es la razón por la que no ha sido posible responder de forma favorable a los sucesivos escritos de la Diputación hasta tanto no se tenga constancia de la citada incorporación.

Además, en el momento actual, no se cuenta con las infraestructuras necesarias para gestionar los siete hectómetros cúbicos previstos para el abastecimiento urbano al no ejecutarse las obras incluidas en los PGE 2015. La Junta ha tenido en todo momento, y por supuesto en la actualidad, la mejor disposición para colaborar con el resto de las instituciones en la solución del problema del abastecimiento en el Valle del Almanzora, siempre que se cuente con el obligado consenso de todos los interesados, se cumplan la normativa y se disponga de la infraestructura hidráulica necesaria para la correcta utilización de esta dotación de agua.