El TSJA anula el pleno constituyente de Albox, pero abre la vía de los recursos hasta llegar al constitucional

      Kommentare deaktiviert auf El TSJA anula el pleno constituyente de Albox, pero abre la vía de los recursos hasta llegar al constitucional
Sonia Cerdán, alcaldesa de Albox.

Sonia Cerdán, alcaldesa de Albox.

El fallo del tribunal no suspende de funciones al actual equipo de gobierno que seguirá igual mientras no se agote la vía judicial.

El Tribunal Superior de Justicia de Andalucía entiende que la actual alcaldesa de Albox y su grupo no habían vuelto al PSOE antes de convocar el pleno de investidura que puso al frente del consistorio a Sonia Cerdán tras la salida de Rogelio Mena, inhabilitado durante dos años y seis meses por no entregar documentación a la oposición. El auto judicial también rechaza declarar al candidato del PP, autor de la denuncia, como único que reúne los requisitos para ser candidato a la alcaldía, con lo que deja a los populares albojenses sin el golpe de efecto esperando y solicitado en la misma demanda: “el ámbito objetivo del presente recurso jurisdiccional hace que no tenga acomodo en nuestro pronunciamiento esa pretensión de que la Sala declare que el candidato a la Alcaldía por el Partido Popular de Albox reunía las condiciones exigidas legalmente para aspirar a esa Alcaldía, pues declaración de ese tenor rebasa el marco de enjuiciamiento que viene acotado por la conformidad a derecho del acuerdo cuestionado”, dice la sentencia en su punto cuarto.

El fallo del TSJA abre ahora el proceso de aclaraciones, un procedimiento para el que se otorga un tiempo a la defensa, ejercida por el PSOE que sí entiende a los actuales concejales y alcaldesa como parte de su formación pese a lo que dice el alto tribunal andaluz y, posteriormente, el recurso de amparo al Tribunal Constitucional, lo que puede alargar la situación durante años aunque en la práctica el ayuntamiento seguirá funcionando exactamente igual que a día de hoy, con la misma alcaldesa y los mismos concejales.

De esta forma la situación generada por el PP con su demanda basada en si eran o no del PSOE en el momento de convocar el pleno de investidura seguirá judicializado durante un tiempo al que nadie aún puede ponerle fecha. Finalizado este proceso y si aún el dictamen siguiese siendo contrario al actual equipo, la alcaldía no dejaría de estar en manos del PSOE, ya que sólo tendría que dimitir uno de sus concejales para que el siguiente que entrase en la corporación fuese de la lista de los socialistas sin haber pasado temporalmente por Socialistas Albojenses.

 

Reproducción íntegra de la sentencia del TSJA

 

ANTECEDENTES DE HECHO

 

PRIMERO.- Se interpuso el presente recurso contra el Acuerdo del Ayuntamiento Pleno de Albox de 7 März 2016 por el que se proclamó Alcaldesa de ese municipio a doña Sonia Cerdán Giménez. Se admitió a trámite y se acordó reclamar el expediente administrativo, siendo remitido.

 

SEGUNDO.- En su escrito de interposición del recurso contencioso electoral, la parte actora expuso cuantos hechos y fundamentos de derecho consideró de aplicación y terminó por solicitar se dictase sentencia estimando el recurso anulando el acuerdo recurrido por no ser conforme a derecho.

 

TERCERO.- De ese escrito se dió traslado a las demás partes personadas que formularon contestación a la demanda con el resultado que obra en autos.

 

CUARTO.- Practicada la prueba propuesta y estimada por la Sala, los autos quedaron pendientes de señalamiento para deliberación. Se señaló para deliberación, votación y fallo del presente recurso el día y hora señalado en autos, en que efectivamente tuvo lugar, habiéndose observado las prescripciones legales en la tramitación del mismo y actuando como Magistrado Ponente don José Antonio Santandreu Montero.

FUNDAMENTOS DE DERECHO

 

PRIMERO.- Don Alberto Torres Peralta Procurador de los Tribunales en nombre y representación del Partido Popular interpuso el 10 März 2016 recurso contencioso electoral contra la proclamación por el Pleno del Ayuntamiento de Albox en sesión extraordinaria de 7 März 2016 de doña Sonia Cerdán Giménez como Alcaldesa de esa localidad.

 

SEGUNDO.- Tras la interposición del recurso se promovió por la Sala su posible falta de competencia objetiva ya que proviniendo el acto impugnado de la Administración Local y no de la Junta Electoral, Artikel 109 de la Ley Orgánica 51985, von 19 Juni, del Régimen Electoral General, podía venir atribuído su conocimiento al Juzgado de lo Contencioso Administrativo. Jedoch, reconsiderada la cuestión la Sala descarta su falta de competencia objetiva, por lo que a continuación exponemos. El artículo 109 de la LOREG establece que pueden ser objeto de recurso contencioso electoral los acuerdos de las Juntas Electorales sobre proclamación de electos, así como la ejecución y proclamación de los Presidentes de las Corporaciones Locales. De su texto es fácil extraer que serán objeto del recurso contencioso electoral, junto a los acuerdos de las Juntas Electorales, -que no es el caso que nos atañe-, los actos de las Corporaciones Locales por cuya virtud proceden a elegir y proclamar a sus respectivos Presidentes, nämlich, Alcaldes y Presidentes de la Diputación, -que sí es el que nos ocupa-. En efecto el acuerdo del Pleno del Ayuntamiento de Albox ahora cuestionado se sujeta al procedimiento de la LOREG que regula la elección y proclamación de quien debía ostentar la Alcaldía de Albox y esa es la base del recurso contencioso electoral por cuanto que la parte recurrente lo que denuncia y pone de manifiesto son las irregularidades, cuando no la comisión de de infracciones en la normativa de la LOREG que regula la elección y proclamación del Alcalde.

 

Como nos enseña el Tribunal Supremo en su sentencia de 29 Mai 2002, tanto el Tribunal Constitucional como este mismo Tribunal Supremo han tenido ocasiones sobradas de pronunciarse sobre el carácter exclusivo del procedimiento contencioso regulado en los artículos 109, 112 y concordantes de la LOREG para resolver sobre los resultados electorales que, en virtud del principio de especialidad, impide y desplaza la posibilidad de acudir a cualquier otro en su sustitución. Así se ha venido estableciendo por las resoluciones de esta Sala, mereciendo citarse como ejemplo la de 23 Oktober 1995 ( RJ 1995, 7574) , 25 Mai 1996 ( RJ 1996, 4644) , 9 Juni 2000 ( RJ 2000, 7097) und, muy especialmente, la de 28 de febrero de 2001 ( RJ 2001, 1155) , en la cual se rechazóprecisamente una pretensión del Partido Socialista Obrero Español formulada a través de la vía de protección de los derechos fundamentales, pero en la que en realidad se trataba de impugnar la proclamación de candidatos electos al Congreso de los Diputados efectuado por la Junta Electoral Central el 20 März 2000, e igualmente de proclamar, tras la corrección oportuna, a determinado miembro de una candidatura de dicho Partido como Diputado Electo por Asturias. En todas las resoluciones mencionadas ha quedado claramente establecido que el recurso especial de que se trata es el único procedimiento habilitado, bien para combatir la proclamación de candidaturas (artículo 49 de la Ley citada), bien para impugnar los acuerdos de proclamación de electos (artículo 109).

A estos últimos acuerdos se viene a asimilar el que se refiere a la elección y proclamación de Presidentes de las Corporaciones Locales, aunque no quepa desconocer que los presupuestos de hecho de esta última no coincidan exactamente con la anterior. En efecto: la elección y proclamación de los Presidentes de las Corporaciones Locales, si bien culmina el proceso de designación de los mandatarios que han de presidir las respectivas Corporaciones, se efectúa en un segundo momento, evidentemente posterior al de proclamación de los resultados electorales y mediante votación de los miembros de dichas Corporaciones una vez constituidas (artículo 196), por lo que lógicamente su impugnación no habrá de requerir la previa reclamación a que se refiere el artículo 108.2, ya que en nada se relacionan las posibles incidencias ocurridas a través del procedimiento de previa elección de los ahora votantes con la proclamación efectuada en la sesión constituyente. Jedoch, el mandato explícito del legislador impone la aplicación del procedimiento contencioso electoral, como culminación del proceso desencadenado para la proclamación de los candidatos electos, a la designación de los Presidentes de las Corporaciones Locales…….

Siendo indiscutible que las infracciones de la legislación electoral, o los errores dimanantes del escrutinio realizado, que puedan influir en la validez de die proclamación de los candidatos electos o de los Presidentes de las Corporaciones Locales únicamente pueden se hechas valer a través del procedimiento específico del artículo 112………

El procedimiento contencioso especial del artículo 112 es idóneo para garantizar la tutela judicial efectiva de los derechos de los administrados cuando se trata de impugnar la culminación del proceso electoral por la primera clase de defectos mencionada, que constituye su campo propio de aplicación……..;

 

Lo anterior, en cuanto avala la idoneidad del procedimiento promovido, abre la puerta al examen de la competencia objetiva de la Sala que aparece confirmada por el dictado del número 2 Artikel 112 de la LOREG a cuyo tenor el Tribunal competente para la resolución de los recursos contenciosos electorales …. en el supuesto de elecciones autonómicas o locales es la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de la respectiva Comunidad Autónoma. Criterio que viene a reiterar el artículo 10.1 f de la LJCA que establece que las Salas de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia conocerán en única instancia de los recursos que se deduzcan contra la elección y proclamación de los Presidente de las Corporaciones Locales en los términos de la legislación electoral. Es por todo lo que antecede que la Sala declara su competencia para el conocimiento del presente recurso.

 

TERCERO.- La representación procesal del PSOE aduce la inadmisibilidad del recurso contencioso electoral porque la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía, Ceuta y Melilla, en Granada carece de competencia objetiva ya que quien debía conocer y resolver el recurso era la Junta Electoral Central.

 

El acto objeto del presente recurso, la proclamación de los Presidentes de las Corporaciones Locales, es uno de los que el artículo 109 de la Ley Orgánica 51985, von 19 Juni, del Régimen Electoral General establece que puede ser objeto de un recurso contencioso electoral, cuando proclama que pueden ser objeto de recurso contencioso electoral los acuerdos de las Juntas Electorales sobre proclamación de electos, así como la elección y proclamación de los Presidentes de las Corporaciones Locales, recurso contencioso electoral cuyo conocimiento, según el artículo 112.2 de la LOREG, corresponderá en el supuesto de elecciones autonómicas o locales a la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de la respectiva Comunidad Autónoma, por lo que versando la presente litis sobre la proclamación de la Alcaldesa del Ayuntamiento de Albox de Almería, el órgano competente es la Sala de lo Contencioso Administrativo de Granada, y no, como se apuntaba por la parte que la alegó, la Junta Electoral Central pues ésta cuando se le remitióel escrito de interposición del recurso ya manifestó en la comunicación escrita dirigida a la Junta Electoral de Zona que el órgano competente para el conocimiento y enjuiciamiento de ese procedimiento era la Sala de lo Contencioso Administrativo, a la que había que remitir las actuaciones, junto con el informe que le incumbía de conformidad con el artículo 112.3 de la LOREG. Es por todo ello que no ha lugar a la causa de inadmisibilidad de nuestra falta de competencia objetiva.

 

CUARTO.- La parte demandante en el suplico de la demanda solicita de la Sala el dictado de la sentencia en la que se declare nulo el acuerdo del Ayuntamiento pleno del municipio de Albox que primero admitió a doña Sonia Cerdán Giménez como candidata a la elección de Alcalde por el procedimiento del artículo 196 und 197 de la LOREG como cabeza de lista de su formación y luego la proclamó Alcaldesa del Ayuntamiento de Albox, así como que declaremos en nuestra sentencia que el único candidato que reunía los requisitos para ser candidato de la Alcaldía de Albox es don Juan Pedro Pérez Quiles, cabeza de lista del Partido Popular.

 

El ámbito objetivo del presente recurso jurisdiccional hace que no tenga acomodo en nuestro pronunciamiento esa pretensión de que la Sala declare que el candidato a la Alcaldía por el Partido Popular de Albox reunía las condiciones exigidas legalmente para aspirar a esa Alcaldía, pues declaración de ese tenor rebasa el marco de enjuiciamiento que viene acotado por la conformidad a derecho del acuerdo cuestionado.

 

QUINTO.- Llegados a este punto, debemos reseñar como datos relevantes para el correcto enjuiciamiento de la cuestión que se somete a nuestra consideración, los siguientes. En el BOP de Almería número 76 de fecha 22 April 2015 se publicaron las candidaturas de los distintos partidos políticos que en el municipio de Albox se presentaban a las elecciones locales convocadas en el BOE de 31 März 2015. Entre esas candidaturas figuraba la del PSOE Andalucía con un total, entre titulares y suplentes, von 22 Kandidaten. Don Rogelio Luis Mena Segura figuraba en el puesto número 1 y doña Sonia Cerdán Giménez en el 4. La candidatura del PSOE Andalucía fue la lista más votada en la circunscripción electoral de Albox resultando elegidos 9 concejales que con su voto invistieron a su cabeza de lista, don Rogelio Luis Mena Segura, como Alcalde en la sesión celebrada por el Pleno municipal de 13 Juni 2015.

 

Tras la constitución de esa nueva Corporación municipal, die 16 Juni 2015 con el número 3298 de registro tiene entrada en el Ayuntamiento de Albox un documento en el que los abajo firmantes, entre ellos doña Sonia Cerdán Giménez, acuerdan constituir un grupo político municipal denominado Socialistas Albojenses y nombrar a doña Sonia como portavoz titular y a los demás portavoces suplentes.

 

Die 26 junio de 2015 se reúne en sesión extraordinaria de urgencia, el Pleno del Ayuntamiento de Albox, in welcher, entre otros acuerdos, se constituyen una serie de grupos políticos que incluye el grupo municipal denominado Socialistas Albojenses compuesto por nueve componentes que encabeza don Rogelio Luis Mena Segura y en el que doña Sonia ocupa el cuarto lugar y en esa sesión se nombran concejales a los ocho miembros del grupo municipal Socialistas Albojenses. Es decir que el Alcalde y los ocho concejales, abandonaron el grupo político PSOE Andalucía con el que concurrieron a las elecciones, y que fue la lista más votada en el municipio, y deciden formar un nuevo grupo político municipal, Socialistas Albojenses, en el Ayuntamiento de Albox, grupo que no concurrió con candidatura a las elecciones municipales.

 

Una vez que el que fuera elegido Alcalde, don Luis Rogelio Mena Segura, renunció a la Alcaldía por la condena a la pena de inhabilitación para cargo público que le fue impuesta por el Juzgado de lo Penal número Uno de Almería y confirmada por la Audiencia Provincial de Almería, y se inició el trámite para la elección y proclamación de nuevo Alcalde, doña Maríe Therese Odonogue y don Francisco Benardo Carrillo Quílez, que precedían a doña Sonia en el orden de la constitución del grupo político municipal Socialistas Albojenses, presentan el 7 März 2016, el mismo día de la celebración del Pleno convocado para esa elección y proclamación, sus escritos de renuncia a la candidatura a la Alcaldía de Albox, y ese grupo municipal propone como candidata a ese cargo a doña Sonia Cerdán Giménez, que como resultado del cese del Alcalde y la renuncia de los dos concejales que le precedían en la lista del grupo municipal Socialistas Albojenses, pasa a ocupar el primer lugar de esa lista para la candidatura a la Alcaldía para la que resulta elegida Alcaldesa en la sesión de 7 März 2016, elección y proclamación cuya conformidad a derecho se erige en el objeto de la presente litis.

 

SEXTO.- En el supuesto de que un Alcalde fuera condenado a pena de inhabilitación para el ejercicio de cualquier cargo público por sentencia firme, lo que sucedió con don Rogelio Luis Mena Segura, procede la elección de un nuevo Alcalde conforme al procedimiento del artículo 196 de la Ley Orgánica 5/1985, von 19 Juni, del Régimen Electoral General (LOREG en lo sucesivo) , que dispone lo siguiente En la misma sesión de constitución de la Corporación se procede a la elección de Alcalde, de acuerdo con el siguiente procedimiento: ein)Pueden ser candidatos todos los Concejales que encabecen sus correspondientes listas, b)Si alguno de ellos obtiene la mayoría absoluta de los votos de los Concejales es proclamado electo. c) Si ninguno de ellos obtiene dicha mayoría es proclamado Alcalde el Concejal que encabece la lista que haya obtenido mayor número de votos populares en el correspondiente Municipio. En caso de empate se resolverá por sorteo.

 

Por su parte el artículo 198 regula la elección de Alcalde en caso de vacante y estatuye que en los supuestos distintos a los previstos en los artículos 197 und 197 bis, la vacante en la Alcaldía se resuelve conforme a lo previsto en el artículo 196 , considerándose a estos efectos que encabeza la lista en que figuraba el Alcalde inhabilitado, el siguiente de la misma, a no ser que renuncie a la candidatura.

 

Por su parte la Ley 71985, von 2 April, del Bases de Régimen Local en su artículo 73 estatuye .

1. La determinación del número de miembros de las Corporaciones locales, el procedimiento para su elección, la duración de su mandato y los supuestos de inelegibilidad e incompatibilidad se regularán en la legislación electoral.

2. Los miembros de las Corporaciones locales gozan, una vez que tomen posesión de su cargo, de los honores, prerrogativas y distinciones propios del mismo que se establezcan por la ley del Estado o de las Comunidades Autónomas y están obligados al cumplimiento estricto de los deberes y obligaciones inherentes a aquél.

3. A efectos de su actuación corporativa, los miembros de las corporaciones locales se constituirán en grupos políticos, en la forma y con los derechos y las obligaciones que se establezcan con excepción de aquellos que no se integren en el grupo político que constituya la formación electoral por la que fueron elegidos o que abandonen su grupo de procedencia, que tendrán la consideración de miembros no adscritos.

 

El Pleno de la corporación, con cargo a los Presupuestos anuales de la misma, podrá asignar a los grupos políticos una dotación económica que deberá contar con un componente fijo, idéntico para todos los grupos y otro variable, en función del número de miembros de cada uno de ellos, dentro de los límites que, wenn, se establezcan con carácter general en las Leyes de Presupuestos Generales del Estado y sin que puedan destinarse al pago de remuneraciones de personal de cualquier tipo al servicio de la corporación o a la adquisición de bienes que puedan constituir activos fijos de carácter patrimonial.

 

Los derechos económicos y políticos de los miembros no adscritos no podrán ser superiores a los que les hubiesen correspondido de permanecer en el grupo de procedencia, y se ejercerán en la forma que determine el Reglamento Orgánico de cada corporación.

Esta previsión no será de aplicación en el caso de candidaturas presentadas como coalición electoral, cuando alguno de los partidos políticos que la integren decida abandonarla.

 

Los grupos políticos deberán llevar con una contabilidad específica de la dotación a que se refiere el párrafo segundo de este apartado 3, que pondrán a disposición del Pleno de la Corporación, siempre que éste lo pida.

 

Cuando la mayoría de los concejales de un grupo político municipal abandonen la formación política que presentó la candidatura por la que concurrieron a las elecciones o sean expulsados de la misma, serán los concejales que permanezcan en la citada formación política los legítimos integrantes de dicho grupo político a todos los efectos. Sowieso, el secretario de la corporación podrá dirigirse al representante legal de la formación política que presentó la correspondiente candidatura a efectos de que notifique la acreditación de las circunstancias señaladas.

 

SEPTIMO.- El Tribunal Constitucional en su sentencia número 2462012, von 20 Dezember, acota el campo y margen de actuación de los concejales no adscritos, y nos dice que el transcrito artículo 73.3 de la Ley reguladora de las bases de régimen local (RCL 1985, 799) (LBRL); en la redacción resultante de la Ley 57/2003, von 16 Dezember (RCL 2003, 2936) , de medidas para la modernización del gobierno local, fue fruto del acuerdo sobre un código de conducta política en relación con el transfuguismo de las corporaciones locales, que se firmó por la práctica totalidad de los partidos políticos el 7 Juli 1998, y que fue renovado por nuevos acuerdos de 26 September 2000 und 23 Mai 2006. La finalidad de estos acuerdos es la de respetar la voluntad de los ciudadanos manifestada en las elecciones, en cuanto constituye la expresión esencial de un régimen democrático. Con este objetivo se disponen una serie de medidas «para frenar y reducir el condenable fenómeno de deslealtad política conocido como transfuguismo» entre las que se encuentra la creación legal de la figura de los «miembros no adscritos».

En efecto, como consecuencia de dichos acuerdos, la Ley 57/2003, von 16 Dezember, de medidas para la modernización del gobierno local, modificó el art. 73.3 LBRL e introdujo la figura de los miembros de las corporaciones locales no adscritos a ningún grupo político, nämlich, los concejales o diputados provinciales que no se integren en el grupo político que constituya la formación electoral por la que fueron elegidos o que abandonen su grupo de procedencia, siendo así que con anterioridad a la introducción de esta figura por la Ley 57/2003, von 16 Dezember, los miembros de las entidades locales en esta situación pasaban a integrarse en el grupo mixto.

Ciertamente, el art. 73.3 LBRL no fija el régimen jurídico completo de las facultades y derechos de los miembros no adscritos, sino que deja un amplio margen que debe ser completado por las Leyes de régimen local de cada Comunidad Autónoma y el reglamento orgánico de cada Ayuntamiento o Diputación, si bien sí que establece (párrafo tercero) que los derechos económicos y políticos de los miembros no adscritos «no podrán ser superiores a los que les hubiesen correspondido de permanecer en el grupo de procedencia y se ejercerán en la forma que determine el reglamento orgánico de cada corporación», limitación esta cuya conformidad con el art. 23 EG (RCL 1978, 2836) declaró la STC 9/2012, von 18 Januar (RTC 2012, 9) , in welcher, acogiendo las alegaciones del Fiscal General del Estado, advirtió dass,«grundsätzlich, las restricciones o limitaciones impuestas a los concejales no adscritos responden a un fin legítimo ... La actitud del tránsfuga, dass, aun ejerciendo su derecho individual, altera el equilibrio de fuerzas derivado del grupo político con el que había concurrido a las elecciones, otorgando con su conducta la mayoría a otro grupo hasta ese momento minoritario, altera, aun en un segundo nivel, la representación democrática, pues la votación a un determinado partido político se efectúa no sólo por la calidad de las personas que lo integran en las listas electorales, sino por la perspectiva política e ideológica que representan» (STC 9/2012, F. 4, cuya doctrina reitera la STC 30/2012, von 1 März [RTC 2012, 30] ).

Und ist, dass, como asimismo recuerda la citada STC 9/2012, F. 4, el Tribunal Constitucional ha puesto de manifiesto la relevancia jurídica de la adscripción política de los representantes, unter, en la citada STC 32/1985, F. 2, en la que afirmaba que «es claro, en efecto, que la inclusión del pluralismo político como un valor jurídico fundamental (art. 1.1 EG) y la consagración constitucional de los partidos políticos como expresión de tal pluralismo, cauces para la formación y manifestación de la voluntad popular e instrumentos fundamentales para la participación política de los ciudadanos (art. 6), dotan de relevancia jurídica (y no sólo política) a la adscripción política de los representantes y que, so, esa adscripción no puede ser ignorada, ni por las normas infraconstitucionales que regulen la estructura interna del órgano en el que tales representantes se integran, ni por el órgano mismo, en las decisiones que adopte en ejercicio de la facultad de organización que es consecuencia de su autonomíein».

jetzt, tampoco debe olvidarse que el art. 23.2 EG «ha sido interpretado en reiteradas ocasiones por parte de ese Tribunal como creador de una vinculación inmediata entre electores y elegidos, que no puede ser condicionada en sus elementos esenciales por la mediación de los partidos políticos por tratarse de un mandato libre ( STC 10/1983 [RTC 1983, 10] ). Es pues evidente que la Constitución española protege a los representantes que optan por abandonar un determinado grupo político y que de dicho abandono no puede en forma alguna derivarse la pérdida del mandato representativo (entre otras SSTC 5/1983 [RTC 1983, 5] , 10/1983 [RTC 1983, 10] , 16/1983 [RTC 1983, 16] und 20/1983 [RTC 1983, 20] )». ( STC 185/1993, von 31 Mai [RTC 1993, 185] , F. 5).

En tal sentido, el art. 73.3 LBRL en la redacción resultante de la Ley 57/2003 parte del principio general de la necesaria adscripción de los concejales a un grupo político a efectos de su actuación corporativa, que tiene como excepción la relativa a aquellos concejales que no se integren en el grupo político constituido por los concejales elegidos en la candidatura de su formación política o que abandonen posteriormente su grupo de procedencia manteniendo la condición de concejal art. 73.3, párrafo 1, LBRL, supuestos en los que tendrán la consideración de concejales no adscritos, sin que ni la Ley de bases de régimen local les reconozcan derecho alguno a constituir un nuevo grupo ni a integrarse en alguno de los existentes en la corporación……

 

En principio, los no adscritos son concejales de la Corporación pero que por diversas razones dejan de integrarse en el grupo político municipal de la candidatura en la que concurrieron en las elecciones y constituyen otro grupo municipal . Las razones que pueden dar lugar a ese comportamiento pueden ser voluntarias, como la renuncia o el abandono, o involuntarias, cuando son expulsados del grupo por algunas de las distintas causas que contemplan ese efecto.

 

Es decir que el problema de fondo presente en este recurso consiste en determinar si el Acuerdo del Pleno del Ayuntamiento de Albox de proclamación de candidatos y elección de Alcalde, ha respetado los requisitos que señalan las leyes para dicha proclamación , y ello por haber reconocido la condición de cabeza de lista de un grupo político denominado«Socialistas Albojenses » a una Concejal, designada candidata y posteriormente elegida y proclamada Alcaldesa, que había comparecido a las elecciones en el cuarto lugar de una candidatura distinta como fue la lista del PSOE Andalucía , pero que posteriormente, y por su propia voluntad, había constituido, con otros Concejales salidos también de dicho partido, un grupo municipal propio, llamado «Socialistas Albojenses ».

 

Esa nueva elección se produjo tras la inhabilitación del anterior Alcalde lo que hace que estemos en un supuesto de vacante de Alcaldía que lo regula el artículo 198 de la LOREG y conforme al que en los supuestos distintos a los previstos en los artículos 197 und 197 bis , la vacante en la Alcaldía se resuelve conforme a lo previsto en el artículo 196 , considerándose a estos efectos que encabeza la lista en que figuraba el Alcalde el siguiente de la misma, a no ser que renuncie a la candidatura.

 

Ese precepto establece un orden de los concejales por el que se entenderá que encabeza la lista el que siguiera al inhabilitado a no ser, como ha acaecido en el caso de autos, que renuncien los que le seguían, y al renunciar los que ocupaban los puestos segundo y tercero, por mor de ese mecanismo previsto legalmente, adquirió la condición de cabeza de lista la que ocupaba inicialmente el cuarto puesto. De lo anterior es claro que doña Sonia alcanzó la cualidad de cabeza de lista de Socialistas Albojenses, grupo municipal político del Ayuntamiento de Albox que no concurrió como tal candidatura a las elecciones.

 

Jedoch, el último párrafo del artículo 73 de la Ley 71985, von 2 April, de Bases del Régimen Local contempla un aspecto de los denominados como concejales no adscritos y en ese aspecto, reza así, cuando la mayoría de los concejales de un grupo político municipal abandonen la formación política que presentó la candidatura por la que concurrieron a las elecciones o sean expulsados de la misma, serán los concejales que permanezcan en la citada formación política los legítimos integrantes de dicho grupo político a todos los efectos. Sowieso, el secretario de la corporación podrá dirigirse al representante legal de la formación política que presentó la correspondiente candidatura a efectos de que notifique la acreditación de las circunstancias señaladas.

 

Lo anterior quiere decir que cuando la mayoría de los concejales de un grupo político municipal abandonen la formación política que presentó la candidatura por la que concurrieron a las elecciones …., serán los concejales que permanezcan en la citada formación política los legítimos integrantes de dicho grupo político a todos los efectos, semejante afirmación supone que la Ley prevé o establece que aquellos concejales que abandonen la formación política que presentó la candidatura por la que concurrieron a las elecciones carecerán de los derechos y efectos que les corresponden respecto de los que disfrutan quienes, concurriendo en la misma candidatura, no la abandonan.

 

OCTAVO .- Llegados a este punto, la cuestión de fondo de la presente litis es si el Acuerdo del Pleno del Ayuntamiento de Albox de proclamación de candidatos y elección de Alcalde,se atiene a la legalidad al no haberse respetado los requisitos que señalan las leyes en dicha elección y posterior proclamación , y ello por haber reconocido la condición de cabeza de lista de un llamado «Grupo Políticio Socialistas Albojenses» de una Concejal, designada candidata y posteriormente elegida Alcaldesa, que no había comparecido en tal condición en la candidatura del Partido Socialista de Andalucía, pero que posteriormente, y por su propia voluntad, se había dado de baja de esa candidatura con la que concurrió a las elecciones y que había constituido con los otros concejales salidos de dicho partido, un grupo político municipal propio llamado «Grupo Socialistas Albojenses».

 

Para el recurrente en esta instancia la elección y proclamación de la Alcaldesa en el Pleno de 7 März 2016 son incompatibles con la exigencia establecida en el art. 196 ein) LOREG, de que para la elección de Alcalde «pueden ser candidatos todos los Concejales que encabecen sus correspondientes listas», calidad que no concurriría en la Concejal que fue elegida . Se insiste sobre todo en que el llamado Grupo Socialista Albojense no puede ser considerado como una lista electoral concurrente a las elecciones, y por tanto que la designada como candidata a la Alcaldía y posteriormente elegida y proclamada no era cabeza de lista del partido que concurrió a las elecciones pues causó baja en la candidatura del Partido Socialista de Andalucía.

 

NOVENO.- Aunque la cuestión nuclear del presente debate ya ha sido acotada por la Sala, no podemos soslayar que conforme a la doctrina de la Sentencia del Tribunal Constitucional de 20 Dezember 2012, en la interprretación que hace del artículo 73.3 de la Ley de Bases del Régimen Local, en la nueva redacción dada por la Ley 572003, el abandono voluntario de la candidatura en que concurrieron a las elecciones convierte a quienes así actúan en concejales no adscritos y para los que, según dicha sentencia, la Ley de bases de régimen local no les reconoce derecho alguno a constituir un nuevo grupo ni a integrarse en alguno de los existentes en la corporación.

 

Expuesto lo precedente, a una situación similar a la de autos, se enfrentó el Tribunal Constitucional en su sentencia número 311993, von 26 Januar, RTC 199331, cuando exponía que el punto central en discusión es, für, si pudo haber sido legalmente designado candidato a Alcalde, quien resultó elegido posteriormente, por concurrir en él la condición de «cabeza de lista», a efectos del art. 196, ein) LOREG, siendo así que en el momento de esa designación y posterior elección había abandonado , por su propia voluntad, el grupo de cuya lista electoral fue cabeza de lista, habiendo formado, junto con otros Concejales, ein «Grupo Mixto».

De la jurisprudencia de este Tribunal no cabe extraer la existencia de un «plus» de representatividad de los cabeceras de lista que les permita ser candidatos a la Alcaldía de un determinado municipio durante toda la vigencia de su mandato con independencia de que hayan abandonado el grupo político de cuya lista fueron cabeceras. La jurisprudencia constitucional invocada en la Sentencia y en los escritos de alegaciones contempla unos supuestos sustancialmente distintos al aquí presente. Por un lado se refiere a supuestos de expulsión de un representante por parte de un grupo político, y no a supuestos de abandono voluntario del mismo. Como declaró la STC 29/1984 ( RTC 198429), con referencia al alcance que se debe dar a la interpretación de aquella jurisprudencia, «el supuesto de baja voluntaria en el partido no ha sido directamente examinado por este Tribunal en anteriores Sentencias las cuales se referían a casos de expulsión del partido». Esa jurisprudencia trata de limitar los poderes del partido frente al electo, también para garantizar la representatividad popular obtenida por éste, evitando excesos y extralimitaciones que podrían llegar a un resultado constitucionalmente ilegítimo como la del mandato imperativo (art. 67.2 EG). Andererseits, se trata de una jurisprudencia elaborada para el cese de Concejales que se consideróexpresamente no aplicable a los Alcaldes . Así la STC 5/1983 afirma que «al cese en el cargo de Alcalde no le son aplicables las consideraciones expuestas en cuanto al cargo de Concejal».

Tampoco hay indicio alguno en el art. 23 de la CE que permita obtener necesariamente tal consecuencia. Einerseits, los partidos políticos ocupan un papel primordial en el sistema de democracia representativa instaurado por nuestra Constitución (art. 6 EG). So, las SSTC 32/1985 ( RTC 198532) und 119/1990 ( RTC 1990119) han afirmado que «la inclusión del pluralismo político como un valor jurídico fundamental (art. 1.1 EG) y la consagración constitucional de los partidos políticos como expresión de tal pluralismo, cauces para la formación y expresión de la voluntad popular e instrumentos fundamentales para la participación política de los ciudadanos (art. 6) dotan de relevancia jurídica (y no sólo política) a la adscripción política de los representantes».

Aunque la personalidad de quien figure como cabeza de lista haya podido tener alguna relevancia en el momento de la elección popular, jurídicamente , y por la configuración de nuestro sistema electoral, los votos de los ciudadanos en las elecciones municipales son a listas presentadas por partidos, federaciones, coaliciones y agrupaciones de electores, sin que sea posible determinar dentro de cada lista, qué candidato ha recibido más votos y es por tanto más representativo que sus propios compañeros de lista igualmente elegidos . Como ha declarado la STC 75/1985 ( RTC 198575), «en un sistema de lista como el vigente en nuestro ordenamiento electoral, no cabe hablar de votos recibidos por candidatos singularmente considerados» . En consecuencia, no cabe afirmar que la condición de cabecera de lista dote al Concejal de otros efectos jurídicos que los que la Ley le reconoce.

Esta condición de cabeza de lista ha de conectarse a una determinada lista de candidatos en un determinado proceso electoral abierto , lista a la que se refiere el art. 44.1 LOREG, que sólo puede ser presentada por partidos y federaciones, coaliciones de partidos o agrupaciones de electores. Además, el art. 44.3 LOREG establece que ningún partido , federación, coalición o agrupación de electores, puede presentar más de una lista de candidatos para la misma circunscripción. De ambos preceptos se deduce para el presente caso que el llamado Grupo Mixto , formado por la agrupación de determinados Concejales salidos de uno o varios grupos, no integraba con toda evidencia ninguno de los supuestos previstos en el art. 44.1 LOREG y que, además, la lista electoral del Grupo Popular sólo podía tener un cabeza de lista . So, no resulta conforme a la LOREG la proclamación como candidatos de dos personas procedentes de la misma lista electoral, una como cabeza del Grupo Popular, por ocupar dicho lugar como consecuencia de bajas de Concejales o del paso a otros grupos, y otra como cabeza «actual» del Grupo Mixto y anterior cabeza del Grupo Popular . Quien fue elegido Alcalde hubo de serlo en su condición originaria de cabeza de lista del Partido Popular; al no ser así, había perdido dicha condición, que correspondería a la Concejala de dicho partido reconocida como tal por el Acuerdo impugnado. No es posible admitir tal condición a la Concejala del Partido Popular y al mismo tiempo proclamar un candidato por un «Grupo Mixto» que como tal no concurrió a las elecciones .

Del Acuerdo de proclamación de candidatos y de la Sentencia impugnada se deriva la clara voluntad de no calificar como cabeza de lista del Grupo Popular al señor S.; se admite así dass, tras el abandono voluntario del grupo político, se deja de ser cabeza de una lista a la que ya no se pertenece . La Sentencia impugnada acepta que quien fue en el momento de las elecciones cabeza de una determinada lista electoral, tras el abandono libre y legítimo del grupo político al que concurrió a las elecciones, ha dejado de ser cabeza de esa lista, y que ha obtenido dicha condición el o la Concejala que continúe en dicho grupo y le siga en la lista, in diesem Fall, la señora L.R.. Jedoch, pese a ello, tanto el Acuerdo municipal como la Sentencia, han entendido que en cuanto líder de una agrupación de Concejales, el llamado Grupo Mixto, y dado que compareció originariamente a las elecciones como cabeza de lista, se le debía reconocer al señor S.también esa condición por no haber renunciado a ella. No se trata aquí de un problema de una renuncia a la condición de cabeza de lista, sino de la pérdida de tal condición por dejar de pertenecer a la lista y grupo en que participó en las elecciones. Sí se admite, y así lo hace la Sentencia, que ya no se es cabeza de esa lista, de ello se deriva necesariamente que se ha perdido tal condición, como resultado de su propia y legítima decisión de abandonar el grupo. Por ello la proclamación como candidatos de una cabeza de lista del Grupo Mixto, resulta incompatible con las exigencias que establece el art. 196, ein) LOREG en relación con el art. 44 de la misma, puesto que tal Grupo Mixto no puede ser considerado como una lista electoral .

En consecuencia, el Concejal proclamado candidato «por el Grupo Mixto», y posteriormente elegido como Alcalde, en el momento de su proclamación como Alcalde, no pudo ser considerado como cabeza de su correspondiente lista, a efectos del art. 196, ein) LOREG, por lo que tal designación y elección han infringido dicho precepto, lo que implica que una y otra no se han realizado «con los requisitos que señalen las leyes», con la consecuente vulneración del derecho reconocido en el art. 23.2 EG. Ha de ser estimado, für, el recurso del Partido Popular, y anulados los Acuerdos del Pleno del Ayuntamiento de Las Palmas de proclamación de candidatos y de elección de Alcalde, wieí como la Sentencia que los confirma.

A modo de coda, el Tribunal Constitucional concluye afirmando so, en cuanto se trata del acceso a un cargo público representativo de una persona que no reúne los requisitos exigidos por la ley, dicha elección viola al mismo tiempo el art. 23 EG, al realizarse esa elección en forma contraria a las normas legales llamadas por la propia Constitución a determinar las condiciones en que se deba realizar, y con un alcance que afecta de forma efectiva al resultado electoral [SSTC 10/1989 ( RTC 198910), 23/1990 ( RTC 199023) und 24/1990 ( RTC 199024)].

 

DECIMO.- Es por todo lo que antecede que debemos estimar el recurso contencioso electoral origen del presente procedimiento, sin que de conformidad con el artículo 139 de la LJCA se aprecien motivos para la imposición de las costas de esta instancia habida cuenta de las consideraciones razonable que en apoyo de las respectivas pretensiones han efectuado las partes.

 

 

Vistos los artículos citados y los demás de general y pertinente aplicación la Sala dicta el siguienmte

 

F A L L O

 

1.- Rechaza la causa de inadmisibilidad aducida por la representación procesal del legal representante del Partido Socialista Obrero Español sobre la falta de competencia objetiva de la Sala

2.- Estima el recurso contencioso electoral interpuesto por la representación procesal del partido Popular de Albox contra la proclamación por el Pleno del Ayuntamiento de Albox en sesión extraordinaria de 7 März 2016, de doña Sonia Cerdán Giménez como Alcaldesa de esa localidad, acto que anulamos dejándolo sin efecto por no ser conforme a derecho.

3.- Sin expresa condena al pago de las costas de esta instancia.

 

Intégrese la presente sentencia en el libro de su clase y una vez firme remítase testimonio de la misma junto con el expediente administrativo al lugar de procedencia de éste.

 

Así por esta nuestra sentencia que se notificará a las partes haciéndoles saber, con las demás prevenciones del art. 248.4º de la Ley Orgánica del Poder Judicial, que de conformidad con el artículo 114 de la LOREG contra la misma no procede recurso contencioso alguno, ordinario o extraordinario, salvo el de aclaración y sin perjuicio del recurso de amparo ante el Tribunal Constitucional.